La historia de… Valeria

Designed by Freepik

Esta semana nos manda su testimonio la mamá de Valeria, que ya tiene tres añitos y medio y nos cuenta desde Madrid cómo fue el proceso desde que le detectaron CIR en el embarazo, pasando por sospechas de alergias, vómitos, lágrimas hasta la actualidad. Toda una historia que dará mucha esperanza a los papás que se encuentran aún al inicio de este camino y no ven la luz al final del túnel… Pero llega.

“En la semana 29 me detectaron un embarazo CIR, porque mi bebé era mas pequeño para su edad gestacional.

En la semana 30 me recomendaron reposo relativo, dieta hipercalórica y ecografía cada 15 días. En ese momento cogí la baja laboral.

Cada quince días me hacía la ecografía. El feto crecía, pero no al ritmo que le tocaba. En la semana 34, me inyectaron corticoides para la maduración pulmonar.

En la semana 35, me provocaron una cesárea. Mi niña fue directa a neonatos. Allí estuvo 27 días. Nació con 1.580gr y 42 cm. 

Me pasaba las horas sacándome la leche para llevarla a la incubadora y que la tomara con una jeringuilla. Luego empezó a tomarla con biberón.

Empezó a hacer las cacas con un pequeño hilo de sangre. Me suprimieron de mi dieta la leche y sus derivados, el gluten, y los frutos secos. Pese a ello, la niña seguía haciendo la caca con un leve hilito de sangre. Finalmente, sin ningún analítica que lo confirmara, la diagnosticaron alergia a la proteína de la leche de vaca, y la niña comenzó a tomar leche hidrolizada.

A los 27 días nos fuimos a casa, con la indicación del pediatra de que comiera cada 3 horas, y la despertara para comer, por lo menos hasta que cogiera los 3,500kg.

Las tomas se hacían eternas, apenas había terminado una, cuando ya tenía que empezar a preparar la otra. Mi niña cogía peso, pero no suficiente como para recuperarse.

A los 4 meses me mandaron introducir los cereales, por aquello de que “engordan”. Es cierto que algo hicieron, pero milagros ninguno. 

A los 5 meses, y dada la poca leche que la niña tomaba, el pediatra me indicó que probara con la alimentación complementaria, pero siempre enriqueciéndola con leche. La cosa cambió un poco, parece que la AC hizo algo, pero tampoco milagros.

En cualquier caso, mi niña ha sido siempre muy muy vomitadora. Como os podéis suponer, la presión social ha sido brutal, porque siempre me decían que si la niña vomitaba era porque le daba de comer más de lo que podía comer….

A los 6 meses, le hicieron pruebas de alergia y gluten, y todo dio negativo, por tanto empezamos con leche de fórmula normal.

A esa edad, yo tuve que incorporarme al trabajo, y mi niña tuvo que ir a la guardería. Allí desayunaba, comía y merendaba. La mayoría de los días vomitaba algunas de las comidas, pero los pediatras me decían que era cuestión de tiempo, y que sólo debíamos dejar “madurar” su estómago.

No os voy a contar las lágrimas que he derramado por ver a mi hija vomitar una y otra vez. Por darle todo tipo de comida para “probar”, he probado hasta darle primero el yogurt y luego el puré, porque hasta con el cambio de sabor y textura vomitaba. 

Los pediatras me decían que era cuestión de tiempo. La niña no perdía peso, pero ha estado mucho tiempo estancada.

En niños con bajo peso, los pediatras te dicen que lo importante es que coma, por tanto la alimentación sólida ha venido más tarde, porque lo importante es que comiera, aunque fuera un puré. Mi hija empezó a masticar algo en el último año de guardería.

Mi niña es una niña sana, feliz, muy activa, muy poco dormilona, muy cariñosa, y muy “enmadrada”, como dice mi madre.

Ahora tiene 3 años y 7 meses. Hace todas las comidas, es verdad que no repite, ni come nada entre horas, pero no se salta ni una, y son porciones normales de comida.

Los vómitos gracias a Dios han remitido, no del todo, pero por suerte, van siendo cada vez menos, y ahora el vómito puede aparecer una vez cada 15-20 días.

Ahora, como he dicho tiene 3 años y 7 meses, pesa 12 kg y mide 96cm”.

Muchas gracias Noelia por vuestra bonita historia y a los que deseéis contar también vuestro testimonio, os recuerdo que me podéis escribir a bajopercentil@outlook.es

Anuncios

5 pensamientos en “La historia de… Valeria

  1. Elena

    La verdad que sí nos da esperanza a las mamás de bebés CIR y malos comedores. Quería preguntarle a la mamá de Valeria si recuerda qué pesaba cuando entró a la guarde. Mi peque la empezará en breve y con lo poco que come y pesa me aterra que sexme ponga mala cada dos por tres y volvamos hacia atrás.

    Me gusta

    Responder
    1. NOELIA SANCHEZ

      Hola Elena. Valeria empezó la guarde con casi 6 meses, y pesaba 5,300kg. En la guarde te cuento que el primer año no fue mal, pero el segundo año tuve que sacarla dos meses porque cogió bronquiolitis que la hizo perder medio kilo en menos de una semana, y el pediatra me dijo que la sacara de la guardería. La pude sacar dos meses, pidiendo ayuda de mis suegros y madre y acoplando vacaciones pendientes en el trabajo. En el tercer año de guardería no ha faltado ni un sólo día, y ahora que ha empezado el cole este mes de septiembre tampoco. Así que de momento cruzamos los dedos.

      Me gusta

      Responder
      1. Elena

        Muchas gracias Noelia por tú respuesta!! Cruzo los dedos para que no le vaya mal. Si no, tengo la suerte de tener a mis suegros cerca que me la cuidarían pero ellos ya atienden a los mayores y no quería cargarles de trabajo!!!!

        Me gusta

  2. Yo misma

    Mi mensaje es para darle animos a la mama de Valeria, ya que su historia me ha recordado a la mia casi al 99 %… Mi hija tiene 3 años y 10 meses y debe pesar sobre 12 kg y medir sobre 98 cm,, no lo se con seguridad pq aun le quedan 2 meses para la revision.
    A dia de hoy es una niña feliz y sana, que come de todo, pero que engorda muy poquito….
    Asi que animo y besos a ambas!!!

    Me gusta

    Responder
    1. NOELIA SANCHEZ

      Gracias por los ánimos. Pese a que veas luz al final del túnel lo cierto es que nos quedan ciertas secuelas a nosotras, ya que con la comida siempre estamos en estado “alerta”.
      Y siempre consuela compartir con alguien que ha pasado o está pasando por lo mismo que tú, sabiendo que mucha o la otra gran parte de la sociedad no conoce el problema a fondo.

      un abrazo

      Me gusta

      Responder

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s